Serenidad

«La tranquilidad de la mente es una de las más bellas joyas de la sabiduría, es el esfuerzo largo y paciente en el dominio de sí mismo.»

Mi comienzo en el desarrollo del potencial humano fue con el capítulo «Serenidad» del libro «Como un hombre piensa, así es su vida» de Jame Allen.

¿Cómo llegó a mí o descubrí a este autor? Te cuento brevemente mi historia (que puedes leer con más detalles en la web del Club de la Prosperidad) porque ahora me gustaría, prácticamente, ser muy breve y entrar en materia.

Hace unos años, andaba muy perdido, mis resultados no eran los que esperaba, mis sueños siempre acababan en fracaso tras un intento detrás de otro, estaba frustrado, deprimido y siempre con las mismas preguntas que se repetían una y otra vez en mi mente: ¿Qué estaba haciendo mal? ¿por qué siempre salía derrotado?

Buscaba respuestas y llegaron de la forma que menos esperaba, fue cuando instalé una aplicación en mi móvil (celular) llamada «Periscope» y me encontré con un vídeo en directo de la persona que luego se convertiría en uno de mis mentores (Lázaro Bernstein) titulado «Reto Serenidad».

La idea era bien simple pero requería de una cierta disciplina para generar un nuevo hábito: leer durante 21 días el capítulo «Serenidad» y luego, una vez terminada la emisión (de cada día) donde se leía este capítulo, teníamos que proceder a escribirlo mientras de nuevo la leía uno en voz alta.

Al terminar el vídeo de Lázaro me dije «¿Y por qué no realizar el reto?, ¿qué pierdo con realizarlo?» No costaba dinero y no perdía nada por realizarlo. Decidí hacerlo y esto cambió mi vida.

¿Por qué? Bueno, son muchos los motivos por los que «Serenidad» es importante para mi vida, este capítulo me hizo conocer a Lázaro Bernstein, y él me acercó información de muchos autores sobre el desarrollo del potencial humano, entre ellos James Allen, por el que mayor admiración siento y del que aún aprendo a diario con las valiosas obras que nos dejó. También «Serenidad» fue la causante para que más tarde realizara el Mastermind «Hazte Rico Pensando» y posteriormente me hiciera socio de negocios con mi mentor Lázaro y gracias a esto hoy día formo parte de su organización «La Academia del Pensamiento» donde he aprendido y realizo distintos Mastermind, sesiones de coaching y he aprendido como enseñar este tipo de información para que las personas puedan cambiar sus resultados.

A partir de entonces, los fracasos desaparecieron, conseguí mudarme a una vivienda seis veces mayor con mi familia, obtuve mayor éxito profesional y lo más gratificante de todo: poder ayudar a personas de todo el mundo a salir de su barrera del terror y alcanzar sus sueños. Y créeme que esto es algo maravilloso e inexplicable lo que uno puede llegar a sentir cuando ve que ha podido ayudar a alguien a cumplir sus metas o sueños.

Y ya lo decía James Allen: «La tranquilidad de la mente es una de las más bellas joyas de la sabiduría».

Si ha leído los artículos anteriores que he publicado estos días en el «Club de la Prosperidad», habrá aprendido que toda persona debe alcanzar la tranquilidad conociéndose a sí mismo, siendo consciente que somos seres que evolucionan del pensamiento. Somos el resultado de nuestros pensamientos. Y esto es clave que lo comprendas y lo tengas muy en cuenta para tu crecimiento.

Es prioritario, para seguir avanzando, que seas consciente de esto, siempre debemos seguir estudiando este tipo de información y desarrollar en la práctica este entendimiento para poder ver con más claridad la relación que existe en las cosas por la acción de causa y efecto.

Siempre que tus resultados no sean los esperados, no te agites, no te impacientes, no te enfades, no te preocupes ni tengas cualquier tipo de frustración por muy complicado que todo esté. Mejor, toma una pausa y adquiere un estado mental de equilibrio, de calma y paz.

Si consigues adquirir serenidad, podrás aprender como gobernarte a ti mismo, también a como adaptarte a otras personas, y estas, a su vez admirarán tu fortaleza espiritual (o energía) inspirándoles mayor confianza.

James Allen dice «Cuanto más tranquilo sea un hombre, mayor es su éxito, su influencia, su poder para lograr el bien». 

¿Te imaginas dejando a tus hijos a cargo de una persona que se muestra nerviosa, indecisa o descuidada? Seguramente, tus hijos los dejaría a cargo de alguien que se muestre sereno, con calma y que te inspire confianza. Lo mismo pasa con nosotros en todo tipo de relaciones.

Mientras mayor dominio de ti mismo e integridad tengas, mayor será tu éxito porque las personas siempre quieren hacer tratos o negocios con personas que tengan una conducta firmemente ética, estable y justa.

Conseguir esto te hará más fuerte y sereno y como resultado ser admirado y respetado por otras personas.

Y sobre esto que te escribo, siempre ha resonado muy fuerte en mí este párrafo de «Serenidad» de James Allen que ahora te comparto:

«Es como un árbol que brinda sombra a una tierra sedienta, o una roca en la que podemos resguardarnos de una tormenta. ¿Quién no ama un corazón tranquilo, una vida dulcemente templada y balanceada?»

¡Qué gran verdad! Te animo a estar siempre estudiándote a ti mismo, aprendiendo de información como la que estoy brindando de forma gratuita en el Club de la Prosperidad. También te animo a que compres libros sobre el desarrollo de tu potencial humano y lo estudies, que hagas cursos o Mastermind, etc.

Muéstrate siempre con serenidad, con optimismo y con calma. Hay una parte muy bonita de «Serenidad» que dice:

«Es precioso como la sabiduría, ha de ser más deseado y valioso que el mismo oro -sí, mucho más que el oro más fino-. Cuán insignificante se ve quien sólo busca el dinero en comparación con una vida serena, una vida que habita en el océano de la Verdad, por debajo de las olas, fuera del alcance de las tempestades, ¡en Eterna Calma!»

Y es que vivimos en un mundo rodeado de personas envenenadas por ellas mismas, que arruinan los momentos buenos y las cosas de gran valor con temperamentos explosivos y destructivos. «

¿Eres de este tipo de personas? Si es así, es hora de aprender a cambiar, hoy es el día de empezar a ser una persona con calma, con pensamientos controlados, alguien que actúa siempre sobre pensamientos de éxitos y logros.

«En el océano de la vida las islas de la felicidad te sonríen, y la orilla soleada de tu triunfo ideal espera tu venida. Mantén tu mano firme sobre el timón de tus pensamientos. En la barca de tu alma y corazón se encuentra el Capitán de mando; sólo está dormido; despiértalo. El control de ti mismo es poder; el Pensamiento correcto es maestría, la Calma es poder, Controla tus pensamientos y controlarás el mundo que te rodea y así, de forma inteligente dirigirás siempre tu vida para que mantenga siempre la paz».

Espero y deseo que estos artículos sobre el pensamiento que he escrito y que están inspirados en el libro «Como un hombre piensa, así es su vida», haya elevado tu conocimiento. Te invito ahora a que lo pongas en práctica, a que leas esta obra y cada capítulo vaya acompañado de la lectura del estudio que hemos realizado juntos, es un regalo que si lo sabes valorar y poner en práctica, cambiará tus resultados y por ende, tu vida.

Te resumo, con enlaces a ellos, lo que hemos estado viendo estos días:

Resumido esto y con todos mis deseos de haber podido aportar mi granito de arena a tu crecimiento personal, quiero hacerte un nuevo regalo totalmente gratis, es mi libro «Caminando hacia la Prosperidad», este tiene su valor no sólo económico si no también formativo para tu crecimiento. Por ello te pido, que si lo solicitas, no lo dejes guardado en alguna carpeta, te lo regalo para que lo leas y con esto expandas tu consciencia y puedas ser una persona más feliz y exitosa.

Para que te lo pueda enviar, sólo tienes que dejarme tu nombre (sin los apellidos) y tu email en el formulario que he publicado AQUÍ.

> Quiero recibir el libro de forma gratuita «Caminando hacia la Prosperidad» <

Ahora, me gustaría terminar este artículo, como James Allen lo hace en su libro:

«Dile a tu corazón fuerte y firmemente: Permanece tranquilo y sereno«.

Se que llegarán tus éxitos, sólo tienes que trabajar en tus pensamientos para poder recibirlos, por ello te animo que visites habitualmente la web del Club de la Prosperidad donde estaré continuando con mi misión y compartiéndote material de mucho valor.

Todo lo mejor,

Tu coach y amigo Jesús Lara.

P.D. Me encantaría recibir comentarios en los artículos que voy publicando para saber de ti y poder ayudarte mejor. ¿Qué te parecieron estos artículos?

El efecto del pensamiento en la salud del cuerpo.

En mis charlas y Mastermind desde que me hice «Consultor y Facilitador de La Academia del Pensamiento» enseño lo que yo llamo «El Proceso de la Prosperidad» donde explico qué es la mente, las partes de estas (consciente y subconsciente) y cómo esta influye en el cuerpo.

Lo más importante del «Proceso de la Prosperidad» es que a través de su entendimiento, podemos cambiar nuestros resultados si aplicamos lo aprendido.

James Allen, en el capítulo tres de «Como un hombre piensa, así es su vida» nos dice: «El cuerpo es el siervo de la mente, obedece a las operaciones de la mente, ya sean estas de forma deliberada o automática.»

Piensa un poco en esto, a lo largo de estos años he conocido de cerca a personas que piensan que van a enfermar (estando bien sanas), se han obsesionado tanto y han entrado en un estado tan grande de ansiedad que ha debilitado su cuerpo hasta hundirse en la enfermedad.

También he conocido y he tenido en alguno de mis cursos a personas que le detectaron enfermedades terminales y que milagrosamente, viéndose ellas sanas, contra todo pronostico se curaron y ahora ayudan a personas que están en situaciones parecidas a las que estuvieron y lograron vencer. Siendo sinceros, he sido un afortunado en tener a esas personas entre mis enseñanzas porque son testimonio real y una fuente de energía inmensa para todos. Siento no poder contar con palabras la emoción que siento aún al recordar estos casos.

Quizás conozcas a un amigo o familiar que toma la decisión firme en su mente de cambiar sus hábitos alimentarios, empiezan a hacer deporte y cambian radicalmente su aspecto y salud. James Allen, sobre esto decía:

«El pensamiento es la fuente de toda acción, de la vida y su manifestación».

Contrastando el ejemplo de la persona que cambia su dieta alimenticia, me puedes decir que muchos (incluso a lo mejor tú) lo ha intentado mil veces y no lo ha conseguido. Esto ocurre porque no se trata sólo de un cambio de dieta, sino de un cambio también de pensamientos. Cuando realmente la información que le estás dando a tu mente es la de estar sano, no desearás más comida que no sea sana.

«Si deseas perfeccionar tu cuerpo, sé celoso con tu mente. Si quieres renovar tu cuerpo, embellece tu mente.»

Es el cuerpo un reflejo de tus pensamientos, si estos son de amargura, tu cara será la de una persona amargada pero si tus pensamientos son de felicidad tu cara será el reflejo de esta y te mostrará radiante y feliz ante todas las personas con las que te cruces.

«Conozco una mujer de noventa y seis años que posee la inocente y luminosa cara de una niña. Conozco un hombre que no alcanza la mediana edad cuya cara está desfigurada por líneas sin armonía. Una es el resultado de una disposición dulce y vívida, el otro el resultado de la amargura y el descontento.»

Imagínate ahora que te compras una casa, cierras todas las ventanas y persianas, no dejas que entre el aire y por tiempo lejano no ha entrado la luz. ¿Piensas que esto es un hogar agradable? ¿Te gustaría vivir en esta casa? Ahora imagina el mismo lugar con las ventanas abiertas, con la luz del día entrando en ella, con el frescor de la mañana acariciando tu rostro ¿Se acerca esto al hogar que deseas? Lo mismo ocurre con nosotros, recuerda que puedes tener un resultado positivo en tu cuerpo si entran pensamientos en tu mente de felicidad, buenos deseos y serenidad. Es a estos pensamientos a los que debemos abrir las ventanas y las puertas de nuestra mente.

¿Cómo te encuentras físicamente? ¿Cuál es tu salud? ¿Cuáles son tus pensamientos? Graba a fuego en tu mente lo siguiente:

«No hay mejor medicina que los pensamientos felices para disipar los males del cuerpo; no hay mejor reconfortante que la buena voluntad para disipar las sombras de la pena, la tristeza y la amargura.»

Cuida tus pensamientos, ten una actitud positiva en todo momento, busca siempre el lado bueno de las cosas, también (por difícil que te pueda resultar a veces) busca el lado bueno de las personas, busca pensamientos de paz, atrae a tu vida serenidad y tranquilidad y con ello estoy seguro que lograrás unos hábitos saludables para tu cuerpo.

Llegando al final, me gustaría que me dejaras un comentario sobre cómo te sientes, si cuidas tu cuerpo o si siempre abandonas tu proyectos de dieta. ¡Estaré encantado de leerte!

Por último, pedirte (si no lo has hecho ya) que formes parte del Club de la Prosperidad a través de Instagram, es gratuito y sólo tienes que hacer clic aquí para acceder y por último pulsar en el botón «Seguir» para que puedas recibir todo el contenido gratuito que te estaré compartiendo, recuerda que tengo como misión en la vida de expandir la consciencia de 1 millón de personas para que cambien sus resultados, sean felices y cumplan sus sueños, así que me encantaría contar contigo en el Club de la Prosperidad.

Espero que le haya gustado este artículo y que empiece desde ya, a trabajar en su mente para tener un cuerpo más sano y saludable.

Todo lo mejor,

Tu coach y amigo Jesús Lara.